Novedades

26 junio, 2016

10 Consejos para controlar la dieta y la salud intestinal

La salud digestiva se ve directamente afectada por los alimentos que ingerimos y el estilo de vida que llevamos.
Los siguientes consejos tienen como objetivo favorecer el correcto funcionamiento del sistema digestivo y mejorar
el estado de salud general.

 
1. Un tercio de la población mundial tiene alguna forma de síntoma digestivo; entre los más frecuentes se
encuentran la distensión abdominal y el estreñimiento. Estos síntomas pueden surgir incluso sin tener ninguna
anormalidad funcional o estructural en el sistema digestivo.
2. Una dieta con la cantidad de fibra adecuada favorece el pasaje de material a través del sistema digestivo y
proporciona el volumen y la consistencia necesarios para una fácil evacuación de las heces. Idealmente, uno debe
consumir al menos entre 30 y 40 gramos de fibra por día.
3. Asegurar la ingesta adecuada de líquidos: la fibra necesita fluidos para hincharse y proporcionar volumen a las
heces. Se deben consumir al menos dos litros de líquido por día. El agua es ideal, pero el té, el café y la leche son
recomendados también (no así el alcohol).
4. Las comidas procesadas pueden no tener mucha fibra o alimento nutritivo y a menudo contienen grandes
cantidades de grasas saturadas, sal y conservantes que pueden ser perjudiciales para el organismo.
5. Intente no comer apurado, el proceso de la digestión se inicia en la boca. Tómese su tiempo y coma lentamente,
masticando bien cada bocado.
6. Intente hacer ejercicio a un nivel moderado durante al menos 30 minutos por día.
7. Deje de fumar: fumar disminuye la presión en el esfínter en la unión entre el estómago y el esófago, promoviendo
el reflujo del jugo gástrico dentro del esófago (reflujo), que puede ocasionar ardor de estómago y otras
complicaciones. Fumar también agrava otras enfermedades y está relacionado con un aumento en el riesgo de
muchos cánceres.
8. Determinados componentes dietéticos de la dieta pueden dar lugar a la alergia alimentaria. Los alimentos que más
frecuentemente provocan alergia a las personas son los mariscos, el trigo, el maní, la leche y el huevo.
9. El gluten, una proteína en el trigo, la cebada y el centeno, puede ocasionar una enfermedad denominada
enfermedad celíaca en algunos individuos genéticamente susceptibles. La enfermedad celíaca afecta
aproximadamente al 1% de la población mundial.
10. Ciertas dietas (FODMAP) pueden ocasionar distensión abdominal, dolor abdominal y cambios en el hábito
intestinal. El asesoramiento dietético usando una dieta FODMAP baja o una dieta libre de gluten puede ayudar en la
reducción de los síntomas en aquellas personas que tengan dispepsia funcional y síndrome de colon irritable.

 
Fuente: Organización Mundial de Gastroenterología www.worldgastroenterology.org

 
Dr. Lozzi, Darío
Especialista en Gastroenterología
M.P: 92501

Compartir en:

Facebook Twitter Google

Noticias relacionadas