Acceso Empleados

Novedades

30 agosto, 2021

Prevención de la enfermedad de Chagas

La enfermedad de Chagas, es una infección causada por un parásito llamado Trypanosoma cruzi (T. cruzi). Aunque generalmente no presenta síntomas, en 3 de cada 10 personas puede provocar complicaciones a largo plazo en el corazón y en el sistema digestivo.

El Chagas se puede prevenir, tratar y curar si es detectado a tiempo.

Se transmite: 

-A través de los insectos conocidos como “vinchucas” o “chinches” infectadas con el parásito Trypanosoma cruzi. La enfermedad se transmite cuando la persona se rasca sobre la picadura e introduce las heces del insecto infectado en la herida; así también pueden introducirse a través de las mucosas de los ojos o la boca.

-Durante el embarazo o el parto. 

-Por transfusión de sangre o trasplante de algunos órganos de donantes infectados/as.

-Al consumir bebidas o alimentos contaminados con materia fecal de vinchucas infectadas.

-Por el uso compartido de jeringas en usuarios de drogas intravenosas.

Síntomas

Menos del 10% de los pacientes presentarán síntomas generales (fiebre prolongada, diarrea, dolor de cabeza, cansancio, irritabilidad, vómitos, falta de apetito, malestar general), en la etapa inicial.

Con el transcurso de los años, el 30% de las personas infectadas, desarrollará la enfermedad de Chagas con afección del corazón y/o sistema digestivo.

Diagnóstico

A través de un análisis de sangre (método directo o serología para Chagas).

Deben realizarse el test toda persona que haya vivido en una zona donde hay vinchucas o que su madre o abuela materna hayan vivido en una zona con vinchucas o tenga Chagas; y todas las embarazadas para poder recibir tratamiento antes del próximo embarazo y/o poder tratar a tiempo a sus hijos. .

Tratamiento gratuito y se realizan en todos los hospitales públicos del país. 

También puede realizarse el diagnóstico y tratamiento en centros médicos privados.

Prevención

Acciones para disminuir la presencia de vinchucas (T.Infestans), en las viviendas de las jurisdicciones con presencia histórica del vector (Catamarca, Córdoba, La Rioja, Chaco, Formosa, Mendoza, Salta, Santiago del Estero, San Juan, Corrientes, Entre Ríos, Jujuy, La Pampa, Misiones, Neuquén, Río Negro, San Luis, Santa Fe y Tucumán).

-Mantener ordenada la casa y sus alrededores.

-Tapar las grietas y los agujeros de las paredes y techos. Si el techo es de paja, revisarlo y cambiarlo una vez al año.

-Ventilar diariamente las camas y los catres.

-Limpiar frecuentemente detrás de los muebles y objetos colgados de las paredes y amontonados en el suelo.

-Construir los corrales con alambre o palo a pique; si no es posible, cambiar la enramada al menos una vez al año.

-Poner los gallineros y corrales lo más lejos posible de la vivienda, para que no entren a la casa las vinchucas que están instaladas en estos lugares.

-Procurar que los perros y gatos duerman en un lugar resguardado fuera de la vivienda.

-Impedir que las palomas hagan nidos cerca de las viviendas.

Complementar con un control químico (uso de insecticidas) a las viviendas con presencia de vinchucas.

Dra. Mariana Hualde
Especialista en Infectología
MP. 93.110

Tel.: (0223) 491-7452
Mail: infectologia@clinicacolon.com.ar

Compartir en:

Facebook Twitter Google

Noticias relacionadas